Hombre del campo

Rompo la fragil barrera que me conduce hacia ti.
Hombre del campo, Sabio por Naturaleza
Y veo un hombre con las manos curtidas por el trabajo
que canta a la vida con sabor a ceniza a tomate y cebolla
a agua de aljibe, a pescao salao, a mojo con morena, a papas arrugas
A carne de cochino, queso de cabra a potage chicharos, ropa vieja y batatas
y huelo el azufre que azufro la parra, a vino blanco del pais, al estiercol que le dio el color a la sandia y al salitre del mar.

Hombre Conejero que tocas el timple y cantas folias desahogas tus penas y tus alegrias, bailando bajo la luz del farol te enamoras. Manejas palabras llenas de poesia, vuelas en la oscuridad con la mas preciada luz que habita en tu corazon que parpadea en el como si fuese a agotarte o a incendiarse, palabras que nacen del amor y van destinadas a el, aunque a veces en tu corazon solo flote la caliente presencia de un viento hueco y mudo, no te abandonas con pereza a los dias faciles. Tu no vives de sensaciones y sentimientos que dominan y dan una falsa seguridad, porque Tu tienes en tus manos la Tanganilla que te marca el equilibrio, porque no hay mas verdad que la que cada cual logra encontrar.

Texto: Ana Luisa Betancor Barrios (C).

Anuncios

Mantecados navideños

 

Desde siempre se ha utilizado al cerdito, cochinito, chancho o guarrito para festejar las Navidades.
Si el cochino supiera la de recetas que hay sobre su persona quizas hasta se sienta orgulloso de tener ese puesto de honor en nuestras vidas, sobre todo por el hambre que ha saciado, pero no voy a ser yo la que juzgue esta historia.
Donde yo vivo se sigue la tradicion y algunos vecinos crian un cochinito para estas celebraciones tan señaladas en nuestra sociedad. Este año me han regalado manteca casera y nunca pense que pudiera tener ese aroma tan apetitoso. La forma de elaborar tantos productos derivados de este animal, lo veo yo como alquimia pura.
Asi que como me gustan tanto los productos Navideños, pues me he puesto manos a la masa y he preparado estos mantecados.

.
INGREDIENTES PARA 50 MANTECADOS:

1kg, de harina, 1kg. de manteca casera, la ralladura de un limon, 1 cucharada de anis o matalahuga molido, 1 cucharada de canela y 1/2 kg. de azucar y medio sobre levadura o 1 cucharilla bicarbonato.

.
Juntamos todos los ingredientes y los amasamos con cariño hasta formar una masa compacta, que se pueda trabajar sin que se nos pege mucho a las manos. Cogemos bolitas y las aplastamos en la mano formando galletitas gruezas. En una bandeja de horno untada de harina las vamos colocando para meter en el horno previamente calentado a 200 grados y en 20 mnts, los sacamos, aunque yo aconsejo ir mirandolos y retirar cuando esten doraditos. No tienen nada que envidiar a los polvorones y en cuanto al sabor se le puede añadir otros ingredientes como el coco, vainilla, chocolate etc. Los valores nutricionales aproximados de 100 gramos de manteca de cerdo son: 891 calorías, 93 mg de colesterol y cero proteínas, carbohidratos y fibra. En cuanto a vitaminas sólo se aprecian trazas de vitamina B1, B2, B6 y vitamina E, los minerales se encuentran en 1 mg. de calcio, 0’1 mg. de hierro, 9’7 [µg] de yodo, 1 mg. de magnesio, sodio y potasio y 3 mg. de fósforo.

FELIZ NAVIDAD !!

Texto e Imagen: Ana Luisa Betancor Barrios (C)

Caldo de millo de Lanzarote

Este potage lleva un trabajo digno de una reverensia a la hora de comerlo. Creo que el trabajo tan laborioso que lleva se lo merese. De pequeña mi madre y su hermana compartian un mortero grande de piedra que habian heredado de su madre, donde majabamos el millo mi prima y yo, cada vez que cocinaban este plato, que despues de majado hasta separar la cascara del grano, ellas cogian cada una su parte y lo llevaban al viento para aventarlo hasta quedar limpio de cascarillas. Una vez majado y aventado, se despezona el millo, esto quiere decir quitar la puntita de arriba de cada grano uno por uno. Metemos en un caldero el millo con una cebolla entera, una cabeza de ajos entera, una pimientita picona, una oreja de cochino desalada o fresca en trozos, una manita de cochino desalada o fresca, una costilla de cochino desalada o fresca, hojas de laurel y sal Todo esto lo llevamos a hervir a fuego lento casi dos horas, despues de lo cual lo dejamos repozar minimo una horita. Este potage era muy socorrio en los tiempos donde no habian neveras, por ser muy pedesedero, por la grasa que contiene y que hacia la labor de conservacion al no dejar pasar el aire. Tambien se le puede poner garbanzos.

Buen provecho.

Texto e Imagen: Ana Luisa Betancor Barrios (C)

Papas con fideos

Papas con fideos:

Este plato es de lo mas socorrio, como dicen las viejas, nacio en medio de la nesecidad y la pobresa, hay diferentes formas de hacerlo, mi madre lo hacia recordando tiempos de postguerra, de cuando los reyes magos les traian a ella y sus hermanos una naranja, porque eran las naranjas un articulo de lujo en Lanzarote, y me conto mi madre que cuando era niña plantaba fideos y macarrones y esperaban con ilusion verlos crecer. La reseta mia es esta la que mas me gusta. Partes una cebollita en cuatro, un pimiento en dos, partes una costillita de cochinito y unos trozos de carne de ave de corra (en realidad en tiempos de nesecidad casi nunca tenian carne, pero mi madre si le ponia, porque yo naci en tiempos mas generosos), pelas unas papitas y apartas una taza de fideos del 4. Con un chorrito de aceite sofries la cebolla y el pimiento, le hechas las carnes y doras un poquito, le pones un jarro de agua fresca y dejas hervir, seguidamente salas y pones los fideos y las papas con una ramita de tomillo, al cabo de 20mts. apagas el fuego y dejas repozar, esta riquisimo.

Texto e Imagen: Ana Luisa Betancor Barrios (C)

Comida de sábado

Le pongo de nombre a este plato, en recuerdo a los sabados de mi infancia y juventud. Aquellos sabados que me alegraban el paladar, tan exigente de alguien que se esta desarrollando. Nunca olvidare mis comidas, las que me gustaban y las que detestaba, entre ellas estaban las sopas y los potages ¿no se porque razon a casi todos los niños y no tan niños que conozco coinsidimos en el poco apresio hacia estos platos? que a medida que te haces mayor, los deseas tanto como al caramelo un niño, pero los sabados eran especiales, siempre habia carne o pescado, fritos de muchas maneras muy apetesibles, papitas fritas, arroz con pollo, etc. y de postre algo dulce, flan de huevo casero, frangollo, natillas que mi madre preparaba y nosotros devorabamos. Que ricos recuerdos. Este plato lleva solomillo de cochino, cerdo, chancho o marrano, partido en rodajas gorditas y envueltos a los lados por una loncha de beicot que agarre con un palillo y los frei un poco, cogi una cebolla la pique muy fina, y saltee con champiñones frescos y de corte laminado, a continuasion salpimente a gusto y le añadi un poco de nata, segui calentando todo junto hasta obtener una fina salsa, frei unas papitas cortadas a trozos gordos y emplate los solomillos cubiertos de salsa y acompañado de las papitas fritas con un poco de ensalada de temporada. Buen provecho,,,

Texto e Imagen: Ana Luisa Betancor Barrios ©

Calendario

junio 2018
L M X J V S D
« Mar    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

Estadísticas

  • 25,352 visitas

Localización de visitas